Los sorteos del Club: El Muflón de Andrea

Amanecía en plena Sierra de Los Alcornocales con un fuerte viento de levante que nos hacía presagiar un día complicado de caza.

Abatido el muflón del sorteo de Club Tierra de Caza 2019.

Y así fue, de asomada en asomada sin mas premio que una partida de gamos en una lejana pradería en toda la mañana.

La tarde ya fué harina de otro costal, el viento ya muy calmado y los animales saliendo a los claros. Un sin fin de gamos brotaban del monte y por fin un gran muflón nos sorprende… Cuando Andrea tumbada en el suelo se dispone al disparo una hembra en celo se lo lleva, si han oído bien, una hembra en celo a finales de febrero. Y es que digan lo que digan algo mas que el tiempo está cambiando en nuestras sierras.

El segundo día comenzó de forma inmejorable.

Desde primera hora avistamos un grupo de machos a los que nos acercamos en zig zag esquivando gamas que nos delatarían, finalmente nos posicionamos a 200 metros. Hay dos machos buenos pero se nos tapan en el viso, aparece un tercero de tiro pero decidimos aguantar… finalmente se nos pierden y nuestros esfuerzos por una nueva aproximación son infructuosos.

Por la tarde el viento vuelve a soplar y se nos van pasando las horas sin tener oportunidades.

Pero la caza es imprevisible y siempre te sorprende. A última hora nos topamos con un grupo de cuatro machos a nos mas de 140 metros, Andréa se posiciona y dispara…

El Lance ha sido espectacular pero el objeto de nuestro deseo pone pies en polvorosa como un poseso, creemos que está pegado pero la falta de luz nos hace imposible el pisteo.

Llenos de esa ansiedad que nos entra a los cazadores cuando dejamos un animal herido en el monte nos retiramos a casa. El largo viaje de vuelta nos da opción a repasar el lance una y otra vez como si de una película se tratara tratando de adivinar el desenlace.

Pasados unos días suena el teléfono, «Pepe el muflón está cobrado» me dicen desde la finca.

Enhorabuena Andrea por el lance y este precioso ejemplar, pero sobre todo por tu enorme ilusión y la pasión que le pones a la caza, ha sido un verdadero privilegio compartir con vosotros estos días.

También queremos agradecer a la propiedad y guardería de «La Alcaría» el trato que siempre nos dispensan y su enorme profesionalidad.